Portada » Amor a Dios y al prójimo

Amor a Dios y al prójimo

amar a Dios y al prójimo

Amor a Dios y al prójimo son dos de los diez mandamientos que rigen la vida de todo cristiano o creyente en Dios.

En Mateo 22: 37-40 Dios te dice:

Jesús le dijo: Amarás al Señor tu Dios con todo tu corazón, y con toda tu alma, y con toda tu mente. Este es el primero y grande mandamiento. Y el segundo es semejante: Amarás a tu prójimo como a ti mismo. De estos dos mandamientos depende toda la ley y los profetas.

El párrafo anterior guarda dentro de si un poderoso y contundente mensaje. Nos dice en primer lugar que debemos tener amor a Dios más que a nada en este mundo y por encima de todo. Nada debe ser más importante que alabar a Dios y poner su nombre en alto.

Dios en sus maravillosas dimensiones del amor nos bendice de muchas maneras, puede ser en el amor, en lo espiritual, en lo educativo, en la salud o enfermedad, en las finanzas y de muchas otras formas, pero es bueno saber que nada de eso debe estar por encima de Dios, pues es él quien lo da y quien también lo puede quitar.

Amar al prójimo

Amor al prójimo es uno de los mandatos de Dios más importante, estamos llamados a querernos unos a otros, ya sea familiar o no, amigo o no hay que ponerse en el lugar del otro, no juzguemos a aquellos desconocidos por una simple apariencia, nuestro trabajo en la tierra es apoyarnos unos a otros, que el otro sea bueno o malo es trabajo único y exclusivo de Dios.

Al pasar el tiempo vemos cómo el amor al prójimo se ha ido perdiendo, impera más el individualismo casi en todo, cada quien defiende sus intereses o peor aún, nadie hace un favor sin esperar nada a cambio.

Pero ciertamente también hay muchas personas que si son empáticas, que si ayudan a los demás, que aman al prójimo y que están dispuestos a poner este mandamiento en práctica y a ayudar a que otros lo hagan también.

Estamos hablando de dos tipos de personas, de los que si aman al prójimo y de los que no les importa lo que pase con el prójimo, pienso que esta en cada uno de nosotros definir en qué grupo de personas estamos.

Importancia del amor a Dios y al prójimo

Hay un sentimiento muy agradable que se llama tranquilidad emocional, en mi caso esto también esta estrechamente relacionado con la paz espiritual, cuando pongo a Dios primero en todo, cuando hago las cosas que le agradan, cuando ayudo a las personas, cuando no juzgo, cuando soy amable, cuando oro por los demás, cuando en sentido general estoy amando al prójimo, esas son las cosas que me dan tranquilidad, para mi esa es una de las formas mas importantes de mostrar amor a Dios y al prójimo.

Dios en su infinita misericordia tiene solo cosas buenas para nosotros, lee acerca de la Promesa de Dios