Saltar al contenido
Portada » La espera en Dios

La espera en Dios

Rate this post
espera en Dios
La espera en Dios o en que nos de respuesta a nuestras peticiones sin duda alguna debe ser una de las tareas mas difíciles que nos toque vivir, no siempre tenemos la paciencia necesaria para saber esperar, realmente cuesta mucho.

¿Qué significa esperar en Dios realmente?

Esperar a Dios no significa que debemos adoptar un enfoque pasivo u obediente en todo momento, significa mas bien, estar en expectativa  siempre llenos de fe, esperanza y estar dispuesto a accionar en cualquier momento. Cada mañana tenemos la dicha de renovarnos en su espíritu y en sus beneficios, es maravilloso poder disfrutar de su fidelidad.

¿Mientras aguardo la espera en Dios qué debo hacer?

Mientras esto sucede hay cuatros cosas que podemos hacer:

  1. Mantener la fe en todo momento
  2. Saber esperar con paciencia
  3. Mantenernos firme y en oración con nuestro propósito
  4. Estar preparados para lo que pueda suceder o el resultado que vamos a obtener

Quizás no siempre obtengamos lo que deseamos, pero esto es porque Dios tiene otros planes para nosotros y en otro momento ( Planes de Dios).

¿Cómo podemos mantenernos firme en la espera de Dios y no fallar mientras lo hacemos?

Como buenos cristianos sabemos que esperar es parte del proceso, en cada cosa o proyecto de vida que emprendemos existe la fase de espera.

Este camino de la espera no será para siempre, lo que pedimos llegara de una o otra forma, puede ser tal cual lo pedido o de otro modo, dicen que lo mejor lleva tiempo y esta es una realidad , todo lo que Dios nos quiere dar es muy grande y hermoso.

Mientras Dios nos bendice debemos mantenernos en contante oración y pedir cada día con mas fe lo que deseamos, esta es la forma de mantenernos firme, pedir a Dios entendimiento para saber esperar y misericordia en medio de las dificultades que se presenten durante el proceso.

¿Cuál es la importancia de aprender a esperar en Dios?

La importancia de esperar en Dios radica en el valor que le daremos a lo concedido por Dios, significa saber valorar cada etapa que vivimos, significa que aceptamos movernos en los tiempos que Dios planifico para nosotros, significa que espiritualmente vamos siendo mas maduro, y esto es una gran virtud.

¿Por qué es tan difícil esperar en Dios?

Lo que hace ver mas difícil la espera en Dios es la impaciencia, este es uno de nuestros mayores retos en la vida cristiana, la mayor parte del tiempo deseamos ver resultados en lo inmediato y no siempre será así.

Tener la capacidad y paciencia de esperar en Dios en muchos casos parece imposible, y de cierto modo es difícil, ya que cuando pedimos algo es porque sentimos que de verdad lo necesitamos, la mayor parte del tiempo queremos ver nuestras peticiones cumplidas en nuestro tiempo y no en los tiempos definidos por Dios, tener la capacidad de comprender eso, nos hará la espera menos difícil y nos dará una mayor satisfacción al final del proceso.

 Versículos bíblicos acerca de la espera en Dios

Isaías 40: 30-31

30 Los muchachos se fatigan y se cansan; los jóvenes ciertamente caen;
31 pero los que esperan en Jehová tendrán nuevas fuerzas; levantarán las alas como águilas; correrán y no se cansarán; caminarán y no se fatigarán.

Isaías 57: 13

13 Cuando clames, que te libre tu colección de ídolos; pero a todos ellos se los llevará el viento, un soplo los arrebatará; mas el que en mí espera tendrá la tierra por heredad y poseerá mi santo monte.

Santiago 5: 7

7 Por tanto, hermanos, tened paciencia hasta la venida del Señor. Mirad cómo el labrador espera el precioso fruto de la tierra, aguardando con paciencia, hasta que reciba la lluvia temprana y la tardía.

2 Pedro 3: 13-14

13 Pero esperamos, según su promesa, cielos nuevos y tierra nueva, en los cuales more la justicia.
14 Por lo cual, oh amados, estando en espera de estas cosas, procurad con diligencia ser hallados por él sin mácula, y sin reprensión, en paz.

Salmos 27: 13-14

13 Hubiera yo desmayado si no creyese que he de ver la bondad de Jehová en la tierra de los vivientes.
14 Espera en Jehová; esfuérzate, y él alentará tu corazón. Sí, espera en Jehová.

Salmos 33: 20-21

20 Nuestra alma espera a Jehová; nuestra ayuda y nuestro  escudo es él.
21 Por tanto, en él se regocijará nuestro corazón, porque en su santo nombre hemos confiado.

 

 

A %d blogueros les gusta esto: